INNATO VS. APRENDIDO

La Agresividad es una pulsión, una tendencia natural a defenderse de las amenazas y superar dificultades. Es una potencialidad que ayuda a la supervivencia. Se trata de un instinto universal que incrementa la eficacia biológica de la especie y del individuo (Huertas, 2007).

La Violencia (Volavka et al, 2006), persigue la destrucción deliberada de los semejantes con fines diferentes a los de la supervivencia y que suele ser motivada por la ambición, la dominación, el placer sádico o la venganza.

La OMS (2002), define la violencia como “El uso deliberado de la fuerza física o el poder, ya sea en grado de amenaza o efectivo, contra uno mismo, otra persona o una comunidad, que cause o tenga muchas probabilidades de causar lesiones, muerte, daños psicológicos, trastornos del desarrollo o privaciones”

LA VIOLENCIA SE APRENDE, EMPECEMOS A DESAPRENDERLA